Quienes Somos

Un criterio de alimentación que sea generador de vida debe ser sabiamente balanceado con alimentos negativos (yin), y alimentos positivos (yang), sin asumir ningún carácter peyorativo para estos términos; en donde los alimentos positivos son más constrictivos, más pesados; y los alimentos negativos son más expansivos, dilatantes y leves. La carne animal por ejemplo, es un alimento extremadamente positivo, acumulativo y explosivo, su exceso de sales minerales provoca el terreno propicio para la formación de quistes, cálculos y tumores cancerosos. El azúcar en cambio, es extremadamente negativo, desintegrador, desmineralizador y corrosivo; con tendencia a provocar caries, hemorroides, derrame cerebral, infarto y diabetes. Los alimentos más neutros que tienen las dos polaridades yin – yang en armonía con el PH de nuestra sangre y por ende de todo nuestro organismo en su composición bioquímica son: los cereales integrales, y mejor los procedentes de agricultura orgánica; entre ellos principalmente, el arroz integral y la kiwicha; pero también podríamos citar otros, como la quinua (blanca roja y negra), trigo, cebada, centeno maíz y avena. En ese sentido, el mijo y el trigo sarraceno, constituyen también interesantes alternativas nutritivas y saludables.

IMG_5562  foto1

    El alimento cotidiano debe ser ordinario, es decir, debe obedecer a un orden normal, el menú debe ser bien elaborado y sabroso, hecho con cariño y esmero, focalizando en la calidad; con atención, concentración, paciencia, cuidado, y mucho sentimiento; Así garantizaremos que nos genere vitalidad sin agredir al  estómago, intestino, hígado o corazón. Siendo así solidarios y consecuentes con nuestra comunidad interna, comunidad de ocho trillones de células.

gomasio-ayni

 Ayni – Escuela de Nutrición Holística, es una institución sin fines de lucro, dedicada a difundir la Auto-Educación Vitalicia mediante la forma de Seminarios, conferencias, clases de gimnasia regenerativa, aikido y culinaria revitalizante, así como la  venta de libros y productos alimenticios ecológicos de calidad certificada, denominados “Alimentos Estratégicos para la Salud”. Mayores informes en  escueladenutricionayni@gmail.com  o a los Telf.  4457682 – 975587866 – RPM *925026

Partiendo del objetivo de propiciar e impulsar el mejoramiento de la calidad de vida del individuo, familia y la comunidad en su conjunto, durante este tiempo venimos realizando en el Perú, ocho estimulantes seminarios, contando tres de ellos con la presencia del Profesor Tomio Kikuchi, líder y presidente de esta actividad y del Centro Internacional de Auto-Educación Vitalicia, con sede en la ciudad de Sao Paulo – Brasil.     Cabe destacar que el maestro Kikuchi, japonés con 60 años en el Brasil, es una personalidad  con reconocida trayectoria en las áreas de la educación vitalicia, la salud y la alimentación sanadora, habiendo sido condecorado en ese país por jefes de estado: José Sarney, Fernando Enrique Cardoso, y recientemente por el Presidente Lula Da Silva, por participar activamente durante todos estos años en estimular un  cambio de mentalidad, hacia una cultura que valoriza al individuo y todo el caudal de potencialidades no desarrolladas que posee.

 En los últimos años nuestras actividades educativas y de difusión, han sido principalmente las siguientes: Seminarios sobre Educación Vitalicia, nutrición holística, y alimentación para una vida más saludable;

foto1

clases y prácticas de arte culinario ecológico y revitalizante; Elaborando e impulsando proyectos de agricultura ecológica, en el rubro de los mencionados: alimentos estratégicos para la salud, tales como: Arroz, soya, soya negra, quinua, kiwicha, chía, maca y ajonjolí. También, dando clases y prácticas de gimnasia restauradora (Ritmopráctica); demostración práctica de tratamientos caseros independientes para la recuperación de diversas enfermedades, promoción y difusión de libros y videos sobre los temas mencionados; participación en Bioferias; elaboración, procesamiento, envasado y venta de productos alimenticios con certificación orgánica. Yendo específicamente a los productos, debemos mencionar que durante este tiempo venimos elaborado diferentes productos, siendo las principales materias primas usadas: Arroz integral, harina de trigo y centeno integral, ajonjolí, manzana, soya y hortalizas;  venimos participando con nuestros productos, en las Bioferias ecológicas de Miraflores y Surquillo, organizadas por el grupo Ecológica Perú, desde sus inicios.

bioferia2

Teniendo en cuenta las necesidades de contar con materias primas de reconocida procedencia, calidad, y además de las prioridades de certificación ecológica de nuestros procesos y productos, es que desde hace años venimos trayendo semillas ecológicas no híbridas, desde otros países, principalmente de vegetales que difícilmente encontramos en nuestro medio, y que sabemos de sus cualidades nutricionales en la alimentación, estimulando su cultivo por compañeros del movimiento agroecológico, que tienen sus parcelas certificadas.

También, debemos mencionar que desde el año 2002, venimos impulsando en convenio con el Centro Ideas, Ideas Piura, y los productores ecológicos del Alto Piura (APPE.AP). el proyecto del cultivo de arroz, soya, y ajonjolí, orgánicos en Chulucanas – Piura; lo que desde ya viene siendo un ejemplo valioso para otros agricultores, como un  paso de avance en la agricultura orgánica; y a través de nuestra difusión,  estimular en el público su consumo más habitual.

 Ayni – Escuela de nutrición Holística, y el Centro de Auto Educación Vitalicia del Perú, son una institución Civil, sin fines de lucro, con la personería de Asociación Civil, cuyo principal objetivo es el de promover un proceso solidario entre personas, parejas y familias, para estudiar, practicar y difundir los criterios y principios prácticos de la AUTOEDUCACION VITALICIA; teniendo en cuenta que el sistema actual de enseñanza, excesivamente profesionalizante y hasta robotizante, torna al individuo demasiado dependiente del dinero, y poco capaz de dar una  respuesta efectiva en la búsqueda de solución a los  problemas cotidianos, enfrentados por la humanidad a lo largo de toda su historia (enfermedad, miseria y violencia o inseguridad). La Auto – Educación Vitalicia posibilita la transformación de esas tres desgracias en tres gracias (salud, prosperidad y seguridad) a través del perfeccionamiento de la personalidad, de la familiaridad y de la solidaridad.

Este proyecto, busca impulsar al ser humano, y a la comunidad en su conjunto a re-descubrir  los valores culturales milenarios de nuestros antepasados, confrontándolos con los desafíos que nos exige el mundo moderno en los albores del siglo XXI. Como son, todos los aspectos relacionados con la educación dentro de la familia, relaciones de pareja, planificación familiar ecológica, parto natural y en casa, lactancia materna, crianza de los niños, relaciones padre-madre-hijo(s), relaciones entre hermanos, alimentación ecológica, seleccionando y preparando los alimentos distinguiéndolos por afinidad, principalidad y complementariedad, así como también estimulando la palanca entre deseo y necesidad; y todo aquello que propicie la vitalidad y el direccionamiento familiar en los aspectos: fisiológico, mental y afectivo, en las distintas etapas y aspectos de la vida, que nos posibiliten preparar la etapa final; es decir, que el adulto mayor recobre su lugar protagónico como eje de la familia, en su papel de orientador y consejero, utilizando su valioso caudal de experiencias y confirmaciones, verdaderos tesoros, almacenados en su cofre cerebral; administrando digna y responsablemente los dones recibidos por la naturaleza y cultivados en el transcurso de los años, preparando así la muerte educada y en casa, ejemplar para los demás miembros de la familia.

Las mayores tragedias provocadas por el ser humano, fueron cometidas por personas muy educadas, y no por individuos sin instrucción. Una persona sin cultura no conseguiría esclavizar poblaciones enteras a través de la imposición de ideologías y modas. La cuestión más importante es entonces la calidad de la educación. Una educación que nos permita superar el pensamiento unilateral y mercantilista que influencia desde hace tiempo el sistema, e influye cada vez más en la mentalidad de las personas; que ha llegado a límites insospechados, como son la manipulación genética con fines comerciales; y  con esa  visión unilateral desarrollar los monstruos transgénicos.

Procurando respuestas para estos graves conflictos que se nos plantean, Ayni – Escuela de Nutrición Holística tiene como uno de sus principales objetivos el desarrollo de estrategias prácticas que nos posibiliten el retomar las riendas y asumir el protagonismo de nuestro destino individual y social, conduciéndonos gradualmente hacia rumbos más evolutivos.

 

                                             AYNI – Escuela de Nutrición Holística